Martes, 05 Octubre 2021 10:36

Vuelve a funcionar la línea de comunicación entre Corea del Norte y Corea del Sur

Los gobiernos de ambos países emitieron comunicados. Esto logra dejar atrás las tensiones de 2020. El pico fue cuando Pyongyang dinamitó un edificio en área de frontera.

Kim Jong-Un ya puede volver a leer los mensajes que le remiten sus hermanos coreanos del sur Kim Jong-Un ya puede volver a leer los mensajes que le remiten sus hermanos coreanos del sur Archivo AFP-NA

Las dos naciones que comparten la península de Corea reestablecieron la línea directa de comunicación luego de meses de corte y tras un periodo en el que la tensión militar en la zona había ido en aumento. Pyongyang aseguró que sus intenciones son las de volver a mejorar las relaciones diplomáticas con sus vecinos del sur. Seúl confirmó la noticia y aseguró que las comunicaciones militares habían sido reactivadas.

La agencia de noticias oficial de Pyongyang, KCNA, instó a Seúl a cumplir con sus "tareas" para suavizar las tensiones fronterizas. Y agregó que "las autoridades surcoreanas deben hacer esfuerzos positivos para poner los lazos norte-sur en el camino correcto y resolver las tareas importantes que deben ser priorizadas para abrir la perspectiva brillante en el futuro".

Por su parte, el Ministerio de Defensa de Seúl dijo que "las líneas directas han contribuido a prevenir enfrentamientos inesperados y que se espera que su reapertura conduzca a un alivio sustancial de la tensión militar". Las conversaciones tienen como principal objetivo "desmantelar" los programas nucleares y de misiles de Corea del Norte a cambio del alivio de las sanciones que los Estados Unidos impusieron sobre aquel país.

Ned Price, el portavoz del Departamento de Estado de los Estados Unidos, aplaudió la noticia. Dijo que es "un componente importante en la creación de un entorno más estable en la península de Corea". 

Los norcoreanos dejaron de responder a las llamadas del país vecino a principios de agosto de 2021, pocos días después de retomar el diálogo por primera vez en un año. Esa actitud fue una respuesta a la alianza militar entre Corea del Sur y los Estados Unidos. El norte está convencido de que ambos países tienen como objetivo invadir su territorio, alerta el sitio France24.com

En junio de 2020, cuando los problemas bilaterales empezaron a escalar. Los surcoreanos enviaron folletos críticos con el régimen de Kim Jong-un. En respuesta, Corea del Norte dinamitó la oficina que ambos gobiernos tenían en el territorio fronterizo de Kaesong y cortó todas sus comunicaciones con el Sur. Sin embargo, todo se remonta a la guerra civil en la península de 1950-1953. A día de hoy, no se ha logrado firmar un tratado de paz entre ambas naciones.

Escrito por Noticias Argentinas
Buenos Aires, NA