| Última actualización: 27 de Septiembre de 2022 - 12:52

Triunfo de Morales en Jujuy, que dio otro paso en la reforma parcial de su Constitución

La Legislatura provincial dio luz verde al proyecto oficialista. Ahora, llamarían a elecciones constituyentes antes de fin de año para debatir su implementación.

Por
Cambia Jujuy alcanzó los dos tercios necesarios de los votos en la Legislatura y ahora deberá llamar a elecciones constituyentes. Cambia Jujuy alcanzó los dos tercios necesarios de los votos en la Legislatura y ahora deberá llamar a elecciones constituyentes. Damián Dopacio (NA).

La Legislatura de la provincia de Jujuy dio el primer paso para llevar a cabo la reforma parcial de su Constitución. El proyecto, impulsado por el gobernador Gerardo Morales (UCR), fue aprobado en sesión especial, donde al oficialismo alcanzó los votos necesarios para llamar a elecciones de convenciones constituyentes antes de fin de año, cuyo resultado dará inicio al tratamiento de su implementación.

La reforma parcial de Jujuy, entre otros temas, plantea desde la necesidad de limitar los mandatos (no solo de gobernadores, sino también legislativos, municipales y de concejales), terminar con la Ley de lemas y prohibir cortes de ruta e indultos a funcionarios por corrupción hasta nuevos controles sobre la Justicia, igualdad de género y cambio climático.

En una hora de sesión, finalmente, Cambia Jujuy alcanzó los dos tercios necesarios de los votos para dar luz verde al proyecto. Pese a que habían ratificado su rechazo desde el bloque del FdT-PJ (así lo declaró la vicepresidenta primera del PJ, Liliana Fellner) y la otra fuerza opositora de Juntos por Jujuy sostuvo en la previa que el proyecto “no era urgente”, desde el oficialismo consiguieron el aval restante para concretar el proyecto de ley.  

Es que Morales (que siguió el tratamiento desde Estados Unidos, donde viaje junto a una comitiva por inversiones con gobernadores del Norte Grande y funcionarios del Gobierno Nacional), mantiene un vínculo con el vicepresidente del PJ, Guillermo Jenefes. Si bien también dueño de multimedios provinciales elogió algunos puntos de la reforma, se manifestó orgánicamente en contra pero aclaró que “no se puede llorar sobre la leche derramada y hay que elegir a los mejores constituyentes”.

De lograrse hoy esa aprobación con los dos tercios de la Legislatura de Jujuy, se iniciará un período de 60 días para el que gobernador jujeño convoque a elecciones de convenciones constituyentes, que algunos estipulan que podrían llevarse a cabo en los primeros días de diciembre. Luego, los plazos en los que deberán trabajar luego los convencionales elegidos para debatir el texto de la reforma serán definidos por el Ejecutivo.

LEE: Obra pública: José López “no tuvo ningún rol criminal” y pidió la nulidad de pruebas usadas en su contra por la fiscalía

Todos los puntos de la reforma parcial de Jujuy

Mandatos políticos

En primer lugar, aclara que se mantendrá el tope de un máximo dos mandatos de cuatro años para los gobernadores jujeños, imposibilitando la re-reelección. En estos plazos ahora pretenden incluir a intendentes, diputados, concejales, comisionados y vocales de las comisiones municipales, exentos de límites para ocupar sus cargos en la actualidad.

Otro aspecto es que quedará prohibida la implementación de la llamada “Ley de lemas”. A diferencia de otras provincias como San Juan, en donde el gobernador Sergio Uñac acaba de promoverla, Morales dijo que esta reglamentación “tanto daño le hizo como comunidad organizada” de Jujuy, al recordar que en los 90 pasaron ocho gobernadores jujeños en diez años. Además, el proyecto fija un calendario para las sesiones ordinarias: comenzarán el 1 de marzo y terminarán el 30 de noviembre de cada año.

Protesta y corrupción

En segundo lugar, toma la posta de una de las promesas de campaña que Juntos por el Cambio ha buscado adueñarse en los últimos años: la lucha contra la corrupción. En ese sentido, Morales pretende “prohibir el indulto a las personas que incurrieren en grave delito doloso contra el Estado que conlleve enriquecimiento, lo que se considerará atentado contra el sistema democrático”.

Sobre este mismo punto, en medio de la cruzada política que Morales tuvo con líder de la Tupac Amaru, Milagros Sala, se añade que se “prohibirán los cortes de ruta, reglamentando el derecho a la protesta conforme a estándares de Naciones Unidas” y se reforzará la restricción de las usurpaciones de espacios públicos y de la propiedad privada.

“Esto es para que bajo ningún punto de vista ningún futuro gobernador sea presionado para indultar a los delincuentes que hayan cometido delitos de corrupción dolosos contra el Estado”, insistió Morales, quien aseguró que “sería bueno que esta norma pudiera ser receptada por nuestra Constitución Nacional”.

Derechos internacionales, género y cambio climático

Bajo la consigna “nuevos derechos y garantías constitucionales”, Morales pretende jerarquizar los tratados constitucionales y de convenciones internacionales de derechos humanos y derechos de los niños, niñas y adolescentes y plantear como un asunto “del Estado y de la sociedad” el “combatir el Cambio Climático y promoción de las energías renovables”, otro de los sus ejes pensando en las elecciones de 2023.

En paralelo, el proyecto oficialista en Jujuy propone declarar más derechos para las mujeres y un nuevo enfoque para la igualdad de Género, así como “garantizar el acceso a la conectividad y la inclusión digital” y “receptar la nueva redacción de la CN con relación a pueblos indígenas”.

Justicia

En el escenario que remite al enfrentamiento de Morales con Sala, apoyada por el kirchnerismo y visitada a finales de junio por el presidente Alberto Fernández tras ser internada por problemas de salud, la nueva Constitución “consagra el Consejo de la Magistratura para la selección y remoción de jueces inferiores” e impulsa una “evaluación periódica de desempeño para mayor celeridad”.

Recortes

En cuanto a otros temas que la reforma parcial establecería, tiene que ver con eliminaciones. Dejaría de existir el Banco Oficial de la Provincia, pero se mantendrían las "facultades y potestades vinculadas con el sistema financiero en general y para crear nuevas entidades financieras". Y, por último, se cerraría "el Instituto de Colonización y el IPPS (Instituto Provincial de Previsión Social)", ya que “el sistema jubilatorio queda a cargo de la ANSES”.

Escrito por
NA - Buenos Aires, Argentina