Publicado el 19 de Mayo de 2022 - 06:30 | Última actualización: 19 de Mayo de 2022 - 12:24

Rechazan un planteo de un procesado por presunto espionaje contra el Colegio de Abogados

El ex jefe de Jurídicos de la AFI Juan Sebastián De Stéfano -referente de la nueva conducción que asumirá a fin de mayo- pidió apartar al Colegio como querellante pero la Cámara lo ratificó.

Por
Juan Sebastián De Stéfano. Juan Sebastián De Stéfano.

La Cámara Federal porteña confirmó que el Colegio Público de Abogados de la Capital Federal seguirá siendo querellante en la causa por presunto espionaje ilegal, aunque ese rol estará sujeto a la decisión de las nuevas autoridades que asumirán a fin de mayo.

La Cámara rechazó un recurso del procesado ex jefe de Jurídicos de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) Juan  Sebastián De Stéfano, uno de los referentes de la nueva conducción que ganó las elecciones a fines de abril y ungió como presidente al jurista Ricardo Gil Lavedra.

LEE: Suspendieron el acto del 24 de mayo en Tribunales para pedir la renuncia de los jueces de la Corte

De Stéfano había cuestionado que la todavía conducción del Colegio no estaba legitimada para ser querellante porque por la pandemia no se habían realizado las elecciones de renovación de autoridades.

Superada esa situación, la Cámara Federal rechazó el planteo de De Stéfano porque “en el momento oportuno, los presentantes dieron adecuado cumplimiento a los requisitos que exige la ley” para ejercer el rol de querella.

LEE: Otro falso denunciante del juez Casanello deberá pagarle casi un millón de pesos a su abogado

“En lo que respecta a la representación en el sumario, fueron informadas y motivadas las razones que le dieron sustento a su mantenimiento hasta aquí. (…) Resulta público y notorio que recientemente en el CPACF se concretaron las elecciones referidas; será resorte de ese ámbito tomar las determinaciones que estime corresponder”, sostuvieron los camaristas Eduardo Farah, Mariano Llorens y Pablo Bertuzzi.

En ese contexto, no obstante, recordaron que “oportunamente se entendió que existía un perjuicio directo que habilitaba la legitimación activa del órgano. (…) El que se haya tenido por querellantes a otros en cuya cabeza también estaban satisfechos los recaudos legales, no es una razón que conduzca a la solución que se propone”, resumieron los camaristas.

Escrito por
NA - Buenos Aires, Argentina