Publicado el 18 de Agosto de 2020 - 21:00 | Última actualización: 12 de Enero de 2021 - 15:18

ATILRA terminó el paro de 24 horas y negó riesgo de desabastecimiento de leche

Para el gremio, el conflicto fue por la negativa empresaria a subir aportes a la obra social congelados hace tres años

&lt;p&gt;F&lt;/p&gt; <p>F</p>

La Asociación de Trabajadores de la Industria Lechera de la República Argentina (ATILRA) finalizó esta mañana el paro de 24 horas y negó que la medida pueda provocar un desabastecimiento de leche y otros productos lácteos, al tiempo que responsabilizó a las empresas del sector de generar un conflicto por “no querer actualizar un aporte a la obra social congelado hace tres años”.

El secretario general del sindicato, Eber Ríos, atribuyó las versiones sobre un posible desabastecimiento a “una maniobra que, por lo general, utiliza el sector empresario para generar el descontento de la población para volcarlo en contra de los trabajadores”.

En declaraciones al programa "Ruleta rusa", que conduce Nancy Pazos por FM Rock and Pop, Ríos recordó que a las 7:00 de este miércoles culminó el paro de 24 horas que realizó ATILRA.

"Reclamamos un aumento salarial, pero los empresarios dicen que es un pedido alocado. Queremos un porcentaje de acuerdo con el índice de inflación oficial, ya que desde principios de año, no hemos recibido ningún aumento", enfatizó.

El gremio manifestó su disconformidad con la postura empresaria de negarse a otorgar un aumento salarial del 13,6% que, indicó Ríos, está “en línea con la inflación” acumulada en lo que va del año que, según el INDEC, fue del 15,8% en los primeros siete meses de 2020.Asimismo, criticó que las empresas “no quieren hacerse cargo de la salud”, ya que desde mayo de 2017 no hay una actualización del bono solidario para la obra social de la actividad (OSPIL).

“Desde hace 3 años que pagan $750 por trabajador de las pymes y $1.500 por el de las empresas grandes. Después de tres años estamos pidiendo que suban esos aportes a $1.250 y $2.500, respectivamente, pero se niegan a darlo”, protestaron en ATILRA, donde remarcaron que no hay riesgo de desabastecimiento.

“Para que haya desabastecimiento, el conflicto debería extenderse por varios días y esta fue una medida de 24 horas que ya finalizó. Los compañeros ya volvieron a trabajar”, indicaron a NA desde el sindicato.

En ese sentido, aseguraron que “si hay un faltante de productos lácteos, es pura y exclusivamente responsabilidad de las empresas lácteas”.Desde ATILRA indicaron que las empresas “deberían tener el stock suficiente para hacer frente a cualquier faltante”, al tiempo que indicaron que “las cámaras del sector ya sabían de este conflicto, porque lleva muchos meses la negativa de los empresarios a tratar las paritarias”.

El paro de actividades -que según voceros de ATILRA tuvo un “acatamiento del 100%”- se extendió desde las 7 del martes hasta la misma hora de hoy, lo que generó el temor por un posible desabastecimiento, que el gremio desestimó por completo.

Asimismo, ATILRA planteó antes de iniciada la medida de fuerza que para que no hubiera ningún riesgo de pérdida de materia prima, los trabajadores se ofrecerían a “recibir y procesar” la leche “siempre y cuando sea donada a entidades de bien público”, pero el levantamiento del paro dejó sin efecto esa posibilidad.

Escrito por
NA - Buenos Aires, Argentina