| Última actualización: 22 de Diciembre de 2022 - 12:54

Un ministro francés quiere que la FIFA investigue los insultos que hubo contra Mbappé en los festejos de la Selección

Un integrante del Gabinete del presidente galo, Emmanuel Macron, pidió "mostrar respeto por los que perdieron".

El Economía, Finanzas, Industria y Seguridad Digital de Francia, Bruno Le Maire. El Economía, Finanzas, Industria y Seguridad Digital de Francia, Bruno Le Maire. Foto: Reuters/Benoit Tessier

Un ministro francés dijo que la FIFA debería investigar las desagradables burlas hacia el delantero francés Kylian Mbappé por parte de algunos aficionados argentinos durante las celebraciones en Buenos Aires por la conquista de la Copa del Mundo.

Durante la multitudinaria recepción que tuvo la Selección argentina al regresar al paísa, un grupo de aficionados prendió fuego a una tapa de ataúd improvisada adornada con una cruz y una foto de Mbappé. El arquero Emiliano Martínez también llevó un bebé de juguete con la cara de Mbappé durante la caravana en un micro descapotable. Ambas imágenes se hicieron virales en las redes sociales.

La Federación Francesa de Fútbol y una organización benéfica contra el racismo presentarán denuncias contra las personas que lanzaron insultos racistas contra Mbappé y sus compañeros en las redes tras la derrota en la tanda de penales en la final del Mundial.

Preguntado por su reacción a los insultos proferidos desde Argentina en las redes, el ministro francés de Economía, Bruno Le Maire, dijo a Sud Radio que las escenas eran "indignas" y se preguntó abiertamente si la FIFA debería investigar los hechos, informó Reuters.

"¿Qué hace la FIFA? El deporte es juego limpio", dijo Le Maire. "Es mostrar respeto por los demás. Es mostrar respeto por los que perdieron", agregó.

La Embajada argentina en París no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios de la agencia Reuters.

LEE: Otro récord argentino: lidera la lista de países que más personas recibieron al campeón del mundo

Mbappé, que cumplió 24 años el día en que millones de personas salieron a las calles de la capital argentina para dar una bienvenida de héroes al capitán del equipo, Lionel Messi, encabezó una valiente remontada del equipo francés al marcar dos goles en 90 segundos para forzar la prórroga.

Él y otros jugadores afrodescendientes, que forman la mayoría de la selección francesa, han recibido una ola de insultos racistas de una pequeña minoría de seguidores compatriotas en las redes sociales.

SOS Racisme, una asociación contra el racismo, ha incluido capturas de pantalla de más de 100 comentarios de odio en una denuncia contra los autores de los mismos. La federación francesa ha hecho lo mismo.

"Es la expresión de una ideología de extrema derecha que dice que estas personas no deben ser consideradas francesas", declaró Hermann Ebongue, secretario general de SOS Racisme.

Añadió que los dos jugadores que fallaron sus penales, Kingsley Coman y Aurelien Tchouameni, fueron los que más insultos recibieron y que algunos de ellos incluso desactivaron los comentarios en sus cuentas de las redes sociales.

Escrito por Noticias Argentinas
NA - Buenos Aires, Argentina