Jueves, 23 Abril 2020 21:00

El ex futbolista Mauricio Hanuch lucha contra dolorosa enfermedad

Estuvo al borde de la muerte por insuficiencia renal. Ahora padece un tumor en el estómago. Tiene 43 años. "La está peleando un montón", dice su hermana.

&lt;p&gt;Hanuch &quot;dibuja&quot; en la imagen de archivo, ante las miradas de Cascini (en el piso) y Lombardi (River). Foto: NA/elgrafico.com.ar&lt;/p&gt; <p>Hanuch "dibuja" en la imagen de archivo, ante las miradas de Cascini (en el piso) y Lombardi (River). Foto: NA/elgrafico.com.ar</p>

El ex futbolista Mauricio Hanuch, de 43 años, se encuentra internado en terapia intensiva en plena lucha contra un cáncer de estómago, una década después de haber estado al borde de la muerte por una insuficiencia renal.

Hanuch, a quien en ese momento hace diez años su hermana Yanina le donó uno de sus riñones, inició y cerró su carrera en Platense, pero tuvo paso por Independiente, Sporting de Lisboa de Portugal y Badajoz de España.

"Su estado es crítico, está muy flaco, hace un mes que no come. El último sábado los médicos pensaron que se iba, pero gracias a Dios no fue así. Ahora está en terapia intensiva", informó su hermana Yanina.

"Le agarró un cáncer de estómago muy fuerte, estaba haciendo quimioterapia y se descompuso. Ahora nos enteramos de que no le funcionaba el hígado y el domingo nos dijeron que no le funcionaba el riñón. Por suerte se está recuperando de a poco. Es un milagro", apuntó Yanina, en declaraciones al programa de radio "Campanas del Infierno".

El "Turquito", que saltó a la fama tras convertir dos goles a Boca en la goleada de Platense 4-0 en el estadio "La Bombonera" por el torneo Clausura 1998, también se desempeñó en Deportivo Morón, Olimpo de Bahía Blanca, Talleres de Córdoba, Defensores de Belgrano y Nueva Chicago.

Tras haber dejado el fútbol profesional en 2009, Hanuch se dedicó a ser intermediario entre los jugadores argentinos y los clubes de Portugal para venderlos en el mercado europeo.

"Gracias a todos los que piden por él, a quienes que hicieron cadenas de oración, se los agradezco de corazón. En este momento nos pueden ayudar desde la espiritualidad. Esa situación no nos permite estar siempre a su lado. Nos dejan verlo un ratito, pero él es un guerrero, la está peleando un montón", remarcó su hermana.

Escrito por
Buenos Aires, NA