| Última actualización: 14 de Enero de 2023 - 12:26

Violencia de género en Paraná: se denunciaron cuatro casos en pocas horas

Entre la noche del viernes y la mañana del sábado fueron detenidos tres hombres, mientras que otro fue demorado. En uno de los casos, un padre golpeó a su hija de 13 años hasta desmayarla.

Por
Tres hombres fueron detenidos por los casos. Tres hombres fueron detenidos por los casos. Foto NA: Diario Uno Entre Ríos

Cuatro casos de violencia de género, dos de ellos con mayor gravedad, fueron denunciados en pocas horas en la ciudad entrerriana de Paraná, en uno de ellos un padre golpeó a su hija de 13 años hasta dejarla desmayada, mientras que en otro un hombre le pegó en el rostro y amenazó de muerte a su pareja, en otro un sujeto incumplió restricciones y en el restante un violento quiso prender fuego a una mujer con la que tenía una relación.

Según informó Diario Uno de Entre Ríos, tres de los individuos fueron detenidos, mientras que otro fue demorado y uno de los hechos más graves ocurrió cerca de las 22:50 del viernes en calle Tibiletti y cortada 1.421, donde una menor fue atacada por su padre y, producto de los golpes, quedó desvanecida en el lugar, con varios politraumatismos, por lo cual, al llegar los efectivos policiales, pidieron una ambulancia.

En tanto, se indicó que el violento se había retirado del lugar corriendo hacia la zona de las ladrillerías, donde viviría actualmente, pero los uniformados lo encontraron a tres cuadras del lugar y, en comunicación con la Fiscalía en turno, se dispuso la detención del hombre, de 45 años, y su traslado a Alcaidía de Tribunales por los delitos de Lesiones en Flagrancia en contexto de Género y Desobediencia Judicial, ya que el mismo había sido denunciado por su ex pareja y madre de la menor, pero había incumplido las restricciones de acercamiento al domicilio.

En otro caso, una joven de 27 años fue agredida por su pareja, un hombre de 31, con quien convivía tras retomar el vínculo recientemente y, según trascendió, ambos mantuvieron una discusión verbal subida de tono por cuestiones internas de su relación y el individuo le aplicó a la víctima un golpe de puño en el rostro.

Esa situación no fue denunciada, pero sí la ocurrida en la mañana de este sábado cuando el agresor la amenazó de muerte. La mujer se dirigió hacia la comisaría 8° donde requirió ayuda por la violencia de género que estaba padeciendo, tras lo cual personal policial se dirigió al domicilio, ubicado en avenida Laurencena, donde procedieron a demorar al hombre por los delitos de Lesiones y Amenazas en flagrancia y, si bien desde la Fiscalía, se ordenó la identificación del violento, el mismo quedó en libertad y supeditado a la causa.

Por último, este sábado a las 7:45 personal de Comisaría 12° fue comisionado por la sala 911 a calle Gobernador Crespo, ya que solicitaban la presencia policial. Al llegar, los efectivos se entrevistaron con una mujer, quien les manifestó que se encontraba en su domicilio cuando se hizo presente su ex pareja, que incumplió las restricciones de la prohibición de acercamiento impuesta por la Fiscalía Género que regía por un término de 60 días a partir del 27 de diciembre pasado.

En comunicación con la Fiscalía en turno de Género, se dispuso la detención y el traslado a Alcaidía de Tribunales por el delito de Incumplimiento Judicial.

Los tres hechos se suman a otro grave ataque ocurrido también en la noche del viernes cuando una mujer logró salvarse de un ataque de extrema violencia de género por parte de su pareja, un joven de 28 años, que intentó prenderla fuego junto a toda su casa en la zona del barrio Capibá, al sureste de Paraná.

Según informó el medio entrerriano, luego de una discusión, el violento tomó un bidón de nafta, roció la casa y a la mujer con intenciones de incendiarla a ella y al lugar, pero ella logró salir corriendo y llamar a la Policía, mientras que el sujeto se encerró en la vivienda.

Cuando llegó el móvil policial cerró la puerta y se resistió a la detención, la cual finalmente se concretó y los efectivos de la comisaria 15° comprobaron que el individuo había dejado arriba de la mesa un machete, un cuchillo de gran tamaño y entre sus prendas tenía oculto un cuchillo más pequeño, a la vez que también hallaron el bidón de nafta, que estaba casi vacío.

En comunicación con la Fiscalía de Género, se dispuso la detención del violento, de 28 años, y su traslado a Alcaidía de Tribunales, donde quedó detenido por el delito de Tentativa de Femicidio en contexto de Violencia de Género.

Escrito por
NA - Buenos Aires, Argentina