Domingo, 28 Febrero 2021 13:02

Quilmes: tenía 18 años, intentó evitar una "entradera" y lo asesinaron

Ocurrió en Ezpeleta. Los delincuentes buscaban llevarse la camioneta de la familia cuando llegaban de hacer compras y le dieron tres balazos al joven. En tanto, su padre resultó herido en un brazo.

Marcos Ignacio Mendoza Arnez junto a su madre. Marcos Ignacio Mendoza Arnez junto a su madre. Redes Sociales.

Un joven de 18 años fue asesinado de tres balazos y su padre resultó herido en un brazo durante una "entradera" cometida por al menos cinco delincuentes que buscaban robarles la camioneta en el partido bonaerense de Quilmes.

Fuentes policiales informaron que el hecho se produjo el sábado por la noche en la calle Cuba 750, entre Carpintero y 469 bis, de la localidad de Ezpeleta, cuando un hombre llegaba de comprar y sus dos hijos, al querer abrirle el portón de la vivienda, fueron sorprendidos por asaltantes que se movilizaban en un auto.

La víctima, identificada como Marcos Ignacio Mendoza Arnez, estaba junto a su hermano y su padre, que comenzó a bajar las bolsas del supermercado al que había ido a comprar para una reunión familiar.

En ese momento, uno de los ladrones comenzó a forcejear con el joven, que quiso evitar el robo de la camioneta Nissan Frontier color blanca en la que llegó el hombre.

El muchacho recibió tres balazos, uno en un hombro y otros dos en el tórax, mientras que a su padre le efectuaron un disparo en un brazo.

De inmediato, Marcos fue trasladado al hospital de Ezpeleta, pero falleció cuando llegaba, mientras que su padre se recuperaba de la herida recibida, precisaron los voceros consultados.

Los vecinos del joven reclamaron más seguridad en la zona, al tienpo que piensan en convocar una marcha en reclamo de justicia.

Una vecina de la víctima, señaló consternada: "Decidieron matar a un chico de 18 años. Su vida valió una camioneta. Este nene, Marcos, tenía toda una vida por delante. Era hijo de una familia de laburantes y todas las mañanas siempre salía a trabajar con su mamá. Vivíamos a una cuadra de diferencia y ya no nos vamos a poder saludar. Arruinaron a toda una familia".

La causa es investigada por el fiscal Leonardo Sarra, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) número 2 del Departamento Judicial Quilmes.

En tanto, efectivos de la comisaría Quilmes 6ta. de Ezpeleta buscaban de manera intensa a los asesinos por medio de varios procedimientos en la zona.

Los investigadores realizaron pericias y buscaron imágenes de cámaras de seguridad para lograr dar con los asaltantes.

 

Escrito por Noticias Argentinas
Buenos Aires, NA