Viernes, 25 Junio 2021 19:39

¿Qué declaró la psiquiatra de Maradona, una de las principales apuntadas por la familia?

Agustina Cosachov, está imputada por homicidio simple con dolo eventual, estuvo en la Fiscalía de San Isidro durante más de seis horas para hablar sobre su responsabilidad en el seguimiento de la salud del astro fallecido el 25 de noviembre pasado.

Agustina Cosachov dijo que, en tanto psiquiatra, su labor no guarda ningún tipo de relación ni vínculo con la muerte.  Agustina Cosachov dijo que, en tanto psiquiatra, su labor no guarda ningún tipo de relación ni vínculo con la muerte. Foto: NA/Mariano Sánchez.

La psiquiatra Agustina Cosachov declaró este viernes que ella “no estaba a cargo del seguimiento clínico” del astro Diego Maradona y que su actividad profesional “no guarda ningún tipo de relación ni vínculo con la muerte” del ex capital de la selección argentina de fútbol.

“Desde mi rol como psiquiatra hice todo lo que correspondía, pero la internación domiciliaria estaba a cargo de una empresa que según tengo entiendo tiene 25 años de trayectoria y fue elegida por Swiss Medical”, indicó, al descargar responsabilidades.

Cosachov declaró durante más de seis horas en la fiscalía general de San Isidro, presentó un escrito y respondió preguntas sobre las circunstancias de la muerte de Maradona, ocurrida el 25 de noviembre del año pasado, hace exactamente siete meses.

En ese sentido, indicó que en los nueve días que el astro permaneció internado por un hematoma subdural del que fue operado, fue “controlado por 15 médicos” y “en ningún momento evidenciaron alguna patología cardíaca al alta del paciente”.

“Del 11 al 25 de noviembre, el seguimiento clínico del paciente estuvo a cargo del Dr. Pedro Di Spagna. (...) Es importante: nunca a formé parte del chat en el que había un equipo interdisciplinario coordinado por la Dra. Nancy Forlini y con un medico clínico a cargo”, se defendió la psiquiatra.

“El seguimiento clínico del paciente siempre estuvo a cargo de profesionales tratantes idóneos, en el caso de Ipensa, los médicos y cardiólogos de allí. En Olivos los médicos de terapia de ahí, asesorados por Mario Schiter y en la internación domiciliaria de Tigre el Dr. Pedro Di Spagna”, añadió.

Cosachov reconoció que sólo tuvo “dos contactos” con Maradona, los días 12 y 18 de noviembre, pese a que concurrió en otras oportunidades a la casa del country en Tigre.

“Actualmente con la ley de telemedicina también se puede evaluar, hacer consultas mediante alguna plataforma algunos días considere pertinente realizar comunicación telefónica con el o cerciorarme como estaba mediante algún allegado”, abundó.

En ese contexto, los fiscales le preguntaron por una constancia médica “de donde surge la epicrisis del día 20/10” especialmente “por qué motivo consta que concurrió al domicilio”.

Cosachov admitió: “No concurrí. Consta eso por lo que expliqué antes”, en alusión a la telemedicina. La psiquiatra también descartó la posibilidad de una internación hospitalaria del astro del fútbol: “Maradona no prestaba consentimiento, no quería seguir internado”.

Psiquiatra CosachovLa psiquiatra Cosachov llega a la fiscalía junto a su abogado Vadim Mischanchuk. Foto: NA/Mariano Sánchez.

“La única opción para que el paciente continúe era a través de una internación compulsiva. Esa opción también era inviable porque según la ley de salud mental no presentaba riesgo cierto e inminente para sí o para terceros”, explicó.

Sobre las dolencias cardiológicas, Cosachov recordó que “en 2020 tenía estudios normales y anteriores hechos por (el neurocirujano Leopoldo) Luque que no evidenciaban síntomas cardíacos”.

“En mi rol como psiquiatra más que consultar antecedentes y en todo caso si es interconsulta pedir lo estudios, cosa que hice, me parece suficiente”, explicó sobre el cuadro cardíaco del paciente Maradona.

En relación con la supuesta incompatibilidad de la medicación psiquiátrica con la cardiológica, Cosachov precisó que “actualmente como psiquiatra no se considera de buena práctica ni es habitual pedir una interconsulta cardiológica antes de iniciar alguna medicación como las que yo indique en el caso”.

Sobre la toma de la medicación y quién controlaba que efectivamente la recibiera Maradona, indicó que “para el caso de que fuera suministrada por otra persona, no necesariamente debían observar los enfermos el momento de la ingesta”.

Ello vino a cuento de que los enfermeros explicaron que no tenían contacto con Maradona y que le preparaban la medicación, pero no se la daban personalmente sino que se la suministraban sus allegados.

“Cuando fui a Olivos nunca tuve ningún indicio de que el paciente no tome la medicación de la manera prescripta. Mientras los enfermeros y los allegados no me informasen ningún tipo de atipicidad en relación a ello yo confiaba que lo tomaba bien”, subrayó.

Cosachov también explicó por qué resolvió prescindir de los acompañantes terapéuticos: “Eso fue como algo momentáneo sujeto a revisión en los próximos días porque todo tratamiento en adicciones es dinámico y uno va viendo la evolución día a día en función de lo que funciona y lo que no y ahí se ajusta”.

“Puntualmente, la decisión la tomó el paciente en pleno uso de sus facultades mentales y haciendo uso de su voluntad porque todo paciente según la ley tiene derecho a negarse a un tratamiento, una internación al menos que esté en alguna de esas condiciones que este alienado, inconsciente, que tenga una tentativa de suicidio, que tenga una lesión grave y no esté en condiciones de decidir”, resumió.

Cosachov, que está imputada por homicidio simple con dolo eventual, se presentó en la fiscalía acompañada por su abogado, Vadim Mischanchuk.

Escrito por Noticias Argentinas
Buenos Aires, NA