Lunes, 08 Marzo 2021 06:07
Por Pamela Ares

Autonomía económica e igualdad de derechos para las mujeres

Autonomía económica e igualdad de derechos para las mujeres

La pandemia por el COVID-19 profundizó las desigualdades de género en el mundo del trabajo. Desde el Gobierno nacional hemos asumido el implacable compromiso de avanzar sobre los derechos de las mujeres en el mundo del trabajo, fortaleciendo el diálogo social tripartito, con políticas públicas claras y responsables en beneficio de las mujeres trabajadoras.

Los últimos datos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) nos indican que: "La pérdida de empleos ha afectado especialmente a mujeres cuentapropistas y jóvenes", y que se perdieron 114 millones de empleos en el mundo con respecto a 2019, con un diferencial del 5% en el caso de las mujeres afectadas.

Por su parte, la Organización de Naciones Unidas Mujeres relevó datos durante el mes de septiembre del año pasado, que indican que las mujeres en situación de pobreza a nivel mundial en pre-pandemia eran de 206 millones y post-pandemia, de 232 millones.

Además, en el mundo, el 58% de las empleadas trabajan en el sector informal y se calcula que durante el primer mes de pandemia este grupo de mujeres perdieron el 60% de sus ingresos. Este informe señala que el 72% de empleadas domésticas se quedaron sin trabajo y que 11 millones de niñas no podrán volver a la escuela post-pandemia.

La Subsecretaría de Planificación, Estudios y Estadísticas del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social indica, de acuerdo a la Encuesta Permanente de Hogares, que en nuestro país se advierte que las mujeres presentan una menor participación en el mercado de trabajo, con tasas de actividad y empleo más bajas que los varones.

Y, según la rama de actividad, la caída del empleo se concentró fundamentalmente en el trabajo doméstico en casasparticulares, el comercio y hoteles y restaurantes. Esas tres ramas explicaron casi el 70% de la  la caída del empleo femenino.

El cuidado en el mundo del trabajo

El trabajo del cuidado forma parte del nudo de la desigualdad en la Argentina. La Encuesta Permanente de Hogares, realizada durante el 2020, indica que en pre-pandemia el porcentaje de mujeres económicamente activas alcanzaba el 49,5%, mientras que durante el segundo trimestre del año pasaron a ser 41,2%.

Desde la Dirección Nacional de Economía, Igualdad y Género, del Ministerio de Economía de la Nación, se señala al respecto que en niveles porcentuales la caída en varones fue mayor, pero recuperaron la actividad más rápido, consolidando la hipótesis de que las mujeres quedaron a cargo de las tareas de cuidados por el cierre de jardines, escuelas y espacios de recreación para niños/as.

Desde el Ministerio de Trabajo tenemos como objetivo avanzar en el diálogo sectorial con el fin de mejorar las condiciones laborales de los y las trabajadores/as del cuidado y contribuir en la eliminación de las brechas de género en el mundo del trabajo, a través de la mesa de acción sobre, "Las políticas de cuidado en el mundo del trabajo".

Buscamos jerarquizar y profesionalizar las tareas de cuidado, con asistencia técnica y/o económica para fomentar las competencias laborales con enfoque de género en: servicios de casas particulares y cuidados del hogar; cuidado y atención de niñas, niños y adolescentes; cuidados gerontológicos; cuidado de
personas con discapacidad.

Desde la Secretaría de Empleo del Ministerio, durante 2020 se ejecutaron acciones de formación profesional para 2000 participantes. En los diálogos tripartitos (Comisión Tripartita de Igualdad de Oportunidades y Comisión Nacional de Erradicación del Trabajo Infantil) incorporamos explícitamente el abordaje de los cuidados.

En materia de erradicación del trabajo infantil, diseñamos políticas públicas integrales con la mirada de los cuidados y la ruralidad, la agricultura familiar y campesina. Sin políticas públicas que modifiquen esta realidad, no avanzaremos en materia de justicia social y de equidad de género.

La aplicación del convenio 190 de la OIT

El Ministerio de Trabajo es el órgano de aplicación del Convenio 190 sobre la eliminación de la violencia y el acoso en el mundo del trabajo de la OIT, por ese motivo se avanzó en la creación de un equipo interministerial y ampliamos la discusión con el Conversatorio Virtual "Aportes y desafíos del Convenio
190 en Argentina".

Además, se llevará a cabo una capacitación estandarizada Qualitas 190 dirigida a organizaciones empresarias con el objeto de sensibilizar y concientizar a personas en la defensa y promoción del derecho humano a trabajar en un ámbito libre de violencia laboral.

Este 8 de marzo, reafirmaremos nuestro compromiso de trabajar todos los días por una Argentina libre de violencias y acoso contra las mujeres, reivindicando la presencia y el compromiso del Estado cómo responsable para lograr autonomía económica, a través de trabajo digno y la inclusión de las mujeres en el mundo laboral.

Por Pamela Ares, Magister en Políticas Públicas; subsecretaria de Políticas de Inclusión en el Mundo Laboral del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación.
Escrito por Noticias Argentinas
Buenos Aires, NA