Domingo, 24 Octubre 2021 08:25
Por Juan Tamayo

Se viene la noche

Se viene la "tolerancia cero" en el Frente de Todos. La oposición no sabe qué hacer con Macri y la interna sindical está al rojo vivo 

Alberto Fernández, Mauricio Macri y Cristina Kirchner. Alberto Fernández, Mauricio Macri y Cristina Kirchner. NA.

Los próximos dos años serán muy difíciles. Se viene Tolerancia Cero dentro del Frente de Todos y la oposición no sabe que hacer con Macri. Los dos debates de los candidatos por la Ciudad y la provincia de Buenos Aires fueron para el olvido y la interna en gremios de la CGT está al rojo vivo, en especial los gastronómicos.

La pandemia y los medios, fueron los que fogonearon que el país tenga un 50% de inflación, que 6 de cada 10 chicos en el país sean pobres y ni que hablar que tengan la responsabilidad de miles de cierres de pymes y un nivel de desocupación ya casi imposible de medir. Mira vos !!! Parece que los políticos vivieran en otro país. Que no se les cruza por la cabeza hacer un reconocimiento de los errores en la toma de decisiones. Es más fácil para el oficialismo decir "heredé estos problemas", mientras que la oposición niega cualquier tipo de responsabilidad sobre la realidad. Están tan lejos de la ciudadanía, de la realidad que se vive, que solo atinan a descalificarse mutuamente o a culpar a los medios de comunicación. No pueden ponerse de acuerdo en 3, 4, 5, 10 ideas básicas para llevarlas adelante como política de Estado, estuviese quien estuviese encabezando el Ejecutivo.

Claro, son dos modelos de país completamente distintos. Pero al ciudadano, el que realmente padece los errores y le quita la esperanza de un futuro, ¿que respuestas le dan las dos alianzas?. Ninguna. Las dos fuerzas mayoritarias estuvieron al frente de la conducción del país. Y es resultado es nefasto. Claro, la culpa la tienen los periodistas. Dios mío! 

Pero hagamos un sobrevuelo corto sobre el Frente de Todos, Juntos, alguna perla sindical. En la alianza oficialista, ya la relación entre Alberto y Cristina, no tiene retorno. El presidente vivió y vive en carne propia el escarnio de su Vice y sus protegidos, los pibes de La Cámpora. “Es muy difícil si los propios te ponen piedras en el camino. Están lijándote todo el día los incondicionales de Cristina. Ellos son los que están operando las 24 horas en contra”, dijo un hombre muy cercano al Presidente. 

Del lado de la Vicepresidenta no eluden el comentario que Alberto “no esta a la altura de las circunstancias. Parece que hace y dice cosas que no se da cuenta. No gestiona”. Y entonces? Pregunte a los allegados de los dos lados del Frente de Todos. “Vamos a seguir bancando a Alberto, porque es el Presidente hasta el 2023. No queda otra. Hay que seguir trabajando muy duro para revertir esta situación que es muy compleja. Pueden aparecer juntos en actos, sacarse fotos, pero te anticipo que no vamos a tolerar mas errores que comprometan al 2023”, comentaba entre resignación y bronca un hombre cercano a la vicepresidenta.

Uno de los mas leales de Alberto lanzó una inquietante respuesta: “No tienen idea lo que esta trabajando en silencio para poner en marcha un plan para revertir esta situación. Ni ella (Cristina) lo sabe. Es lo que quiso hacer de entrada y la pandemia y las traiciones de alcoba, se lo impidieron”. Esperemos que se apure. 

Por el lado de Juntos, la situación tampoco es sencilla. ¿Qué hacemos con Mauricio?. Larreta está con la mira puesta en el 2023 como Presidente. Hasta se anima a viajar fuera de la muralla de la General Paz. Y María Eugenia, atravezó esa frontera y volvió a Capital Federal, para suceder a Larreta en la Jefatura dentro de dos años. Un negocio fácil. Todo es estrategia. Pero ¿qué hacemos con Mauricio en el mientras tanto?. Allegados a la cúpula de Juntos, dijeron que el ex presidente va a estar ocupado recorriendo juzgados, mientras dejaron trascender que varios encumbrados hombres del sector privado, aguardan esas escenas al considerar que fueron traicionados y humillados públicamente por el entonces mandatario. “Siéntate en la puerta de tu casa…”.

En materia sindical, a pesar que parece todo arreglado para la elección del 11 de noviembre que determinará las nuevas autoridades de la CGT, por debajo del agua corren fuertes correntadas. “Ya se acordó que va a ser un triunvirato con dos hombres y una mujer. Por el lado de Cristina, se operaba para se vuelva la unidad sindical con un solo Secretario General y que lo encabece el bancario Sergio Palazzo. No prosperó. Y confesaron algunos veteranos gremialistas, que están trabajando activamente para formar sucesores. “Nuestro tiempo ya pasó. Estamos formando a nuestros sucesores. Pero lleva mucho tiempo”, reflexionaba uno de los Gordos sindicalistas. Realmente me cuesta creer totalmente que están buscando su jubilación.

Ahora bien, para muestra solo hace falta un botón. Uno de los gremios que está a punto de explotar es el de los Gastronómicos. Hace 36 años que Luis Barrionuevo conduce la Unión de Trabajadores del Turismo, Hoteleros y Gastronómicos de la República Argentina (UTHGRA) y buscará en diciembre ser reelecto.

Los pormenores de una guerra declarada tiene que ver con que Luis quiere desplazar al hermano de la diputada nacional Graciela Camaño, Dante Camaño que está al frente de la seccional Capital desde 1984 y le armó una lista opositora.

No sería mas que una interna normal de poder en un sindicato, si no fuera que Graciela está distanciada (¿separada?) de Barrionuevo después de 45 años de casados y apoya abiertamente a su hermano. Hace casi dos semanas la legisladora llamó la atención a los medios y a los propios afiliados al publicar en su cuenta de Twitter una foto con su hermano acompañado por un texto que pareció directo a su ex pareja Luis. “Visite la sección CABA de Gastronómicos. Rememoramos lindos tiempos con mis queridos amigos. Toda la fuerza para el próximo proceso electoral, ustedes son buenos y honestos dirigentes sindicales. No dudo de que los afiliados sabrán apreciar el esfuerzo”, decía el texto que recogieron portales de noticias de Graciela apoyando a su hermano Dante.

Graciela Camaño es públicamente reconocida por los partidos políticos por su trayectoria, su enorme capacidad de trabajo y por la valentía en la lucha por sus convicciones. A tal extremo que aún muchos recuerdan el cachetazo que le dio en plena sesión de la Cámara Baja al diputado Carlos Kunkel. ¿Estará gestando una para Luis? Habrá que esperar con atención.

Continuará…

(*) - Juan Tamayo es periodista.

Escrito por
Buenos Aires, NA
Más en Política « Ganar la calle La pobreza »