Martes, 13 Abril 2021 09:49

Trotta busca mantener la presencialidad pero los gremios docentes paran por la suspensión de clases

El ministro de Educación aseguró que es necesario "trabajar junto a los gremios" para que "la comunidad en general ponga como prioridad la escuela presencial". 

El ministro Trotta El ministro Trotta NA

En medio de la segunda ola de coronavirus, el Gobierno Nacional entró en una fuerte disputa con los gremios docentes por los pedidos para suspender las clases presenciales.

Tras la importante suba de casos de las últimas semanas, la presencialidad escolar, que comenzó este año luego de un 2020 en el que todas las actividades escolares se desarrollaron de manera virtual, fue puesta en el centro de la discusión por los sindicatos docentes, que aseguran que no están dadas las condiciones para dar clases en los establecimientos educativos.

Frente a los pedidos de suspender la presencialidad, el ministro de Educación, Nicolás Trotta, aseguró que es necesario "trabajar junto a los gremios" para que "la comunidad en general ponga como prioridad la escuela presencial".

El funcionario del Gobierno remarcó que "la restricción de la circulación no puede empezar por las escuelas" ya que "hay otras actividades menos importantes que la escuela para reducir la circulación" de la sociedad.

"La restricción de circulación no puede iniciar con la escuela. La presencialidad puede reducirse aún más sin llegar a la no presencialidad, pero la escuela no puede ser el primer lugar donde ir a reducir la circulación", indicó Trotta en declaraciones televisivas; y aseguró que "los lugares donde se cumplen los protocolos son lugares de bajo riesgo", mientras que "los espacios de socialización es donde se multiplican los contagios".

"No tenemos que perjudicar a las escuelas. Tenemos que poner el foco inicialmente en los lugares en los que los especialistas nos marcan que hay contagios y no en los lugares que son cuidados, como las escuelas", expresó además en diálogo con el programa "Alguien tiene que decirlo", que conduce Eduardo Feinmann por Radio Rivadavia

En tanto, varios sindicalistas vinculados a la comunidad educativo ya expresaron públicamente la necesidad de volver a las clases virtuales en los distritos donde "la realidad epidemiológica lo imponga".

En la Unión de Docentes Argentinos indicaron que "solo en aquellos distritos, departamentos o ejidos urbanos que la realidad epidemiológica lo imponga hay que implementar la virtualidad con la provisión por parte de los gobiernos de las herramientas digitales imprescindibles. Hay que focalizar y advertir el lugar del problema".

“Insistimos –agregaron- que es indispensable el cumplimiento estricto de los protocolos, la vacunación y la inversión necesaria para el cuidado de las trabajadoras y los trabajadores de la educación y las alumnas y alumnos", señalaron.

El secretario general de SUTEBA, Roberto Baradel, destacó que en las escuelas impacta la circulación de personas  y sostuvo que "por los aumentos de casos en algunos distritos entendemos que en forma focalizada y de manera temporal se deben aplicar restricciones". 

En declaraciones radiales, Baradel admitió que “el trabajo desde la virtualidad no reemplaza la presencialidad pero hay cuestiones de fuerza mayor que ameritan restringir la circulación de las personas".

Por su parte, el Secretario Adjunto de UTE, Eduardo López, confirmó ayer la convocatoria a un paro docente en la Ciudad de Buenos Aires "ante el colapso del sistema sanitario y el incumplimiento de los protocolos".

El dirigente de CTERA señaló que "hace 12 días la ministra Acuña decía que no había que usar barbijos en los recreos ni mantener las distancias" y destacó que "exigimos la suspensión temporal de la presencialidad escolar en la ciudad de Buenos Aires".

"Cerca del 25% del transporte tiene que ver con la presencialidad en las escuelas", remarcó López, que afirmó: "Tengo 2.230 motivos para decirle a Trotta que hay contagios en las aulas en la ciudad de Buenos Aires. El ministro no debe escuchar lo que dice la Ciudad. Rodríguez Larreta firmó que no quiere controles. En CABA hay miles de contagiados y Larreta llama a los docentes en dispensa y no cumple con los protocolos".

 

Escrito por
Buenos Aires, NA