Publicado el 04 de Enero de 2022 - 14:39 | Última actualización: 04 de Enero de 2022 - 23:49

La Línea C estuvo interrumpida durante dos horas por una medida de fuerza gremial

La medida de fuerza fue en rechazo a una sanción a un trabajador dispuesta por la nueva concesionaria del servicio de subtes, Emova.

La medida se realizó con corte de servicio durante dos horas. La medida se realizó con corte de servicio durante dos horas. NA

La Línea C del subte estuvo paralizada debido a una medida de fuerza de la Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro (AGTSyP), en rechazo a una sanción a un trabajador dispuesta por la nueva concesionaria Emova.

El paro comenzó a las 14 y se extendió hasta las 16, tal como habían adelantado días atrás los metrodelegados en un comunicado.

"La empresa Emova decidió, en forma unilateral y sin acceder a dialogar con los delegados del sector, sancionar a un trabajador del área Trafico con la suspensión de su categoría de Conductor, asignándole tareas que no corresponden a su categoría", explicó el gremio.

Y agregó: "Rechazamos esta sanción injustificada, aguardamos que la empresa Emova revea esta actitud y pedimos disculpas a los pasajeros por las molestias que pueda ocasionar esta medida de autodefensa".

De esta manera, la línea que une las cabeceras de Constitución y Retiro estuvo paralizada durante dos horas, en simultáneo con una piquete que afectó a la Avenida 9 de Julio por un reclamo del Polo Obrero Tendencia, por lo que atravesar esa arteria fue un caos a primera hora de la tarde.

Se trató de una nueva protesta de los metrodelegados que se realizó a poco de que la nueva empresa concesionaria asuma la conducción de los subtes porteños.

A comienzos de diciembre, el sindicato recibió a la nueva empresa con una medida de fuerza, en ese caso levantando los molinetes en la estación cabecera de la Línea D, Congreso de Tucumán, por "subcontratar empleados tercerizados para llevar a cabo tareas de mantenimiento que son propias del personal de planta permanente".

 

Escrito por
NA - Buenos Aires, Argentina