Martes, 25 Mayo 2021 12:57

Murió una referente del movimiento de exiliados durante la dictadura e impulsora de ley reparatoria

La mujer, de 73 años, debió escapar del país tras ser detenida. Pasó clandestinamente a Brasil y luego voló hacia Holanda, donde permaneció varios años. 

La referente del movimiento de exiliados fue impulsora de los proyectos de una ley reparatoria. La referente del movimiento de exiliados fue impulsora de los proyectos de una ley reparatoria. Foto NA/Hijas e Hijos del Exilio

Una referente del movimiento de exiliados argentinos durante la década del 70 e impulsora de la ley reparatoria para los perseguidos que debieron abandonar el país falleció a los 73 años.

Se trata de Susana Alicia Gabbanelli, quien fue detenida por la Policía en 1975 y tras ser mantenida un mes en una comisaría quedó bajo arresto domiciliario: se fugó y estuvo clandestina, hasta que logró llegar a Brasil, desde donde luego se trasladó a Holanda.

Tras regresar al país, ya con la democracia, la mujer fue una de las referentes de la Comisión de Ex-Exiliados Políticos de la República Argentina (COEPRA), organización con la cual impulsó la ley reparatoria para los exiliados y el derecho a la nacionalidad argentina de los niños nacidos en el exterior como consecuencia de la persecución militar.

"Exigir la reparación del arrebato de la identidad personal y colectiva tras el destierro obligado, debe ser una bandera de convicción: los estados que expulsan población mediante el terror, la exclusión o el quebranto económico, deben responsabilizarse de su barbarie", manifestó Gabbanelli al defender la iniciativa en el Congreso.

Además, amadrinó a los jóvenes que crearon la agrupación Hijas e Hijos del Exilio. Gabbanelli falleció el pasado domingo a los 73 años.

"Como privilegiado hijo de ella, lo único que puedo decir ahora es que no la olvidaremos y su lucha siempre va a seguir siendo nuestra lucha", señaló su hijo menor, Camilo Casademunt Gabbanelli, quien destacó que "su generosa dedicación, su amor por el prójimo y su incansable marcó en los que la conocieron un huella a seguir".

Por su parte, Hijas e Hijos del Exilio recordó el rol de la referente de COEPRA: "Hay despedidas que cuestan mucho y esta es una de ellas. Susana fue una madrina para nosotrxs, porque compartimos muchas charlas sobre el exilio y sus formas de reparación".

"En su casa, en las marchas de la resistencia, en las plazas defendiendo nuestros derechos, ella siempre estuvo, acompañada por Nahuel y Camilo, nuestros queridos hermanos y compañeros de HHDE", subrayó la organización a través de sus redes sociales.

Y añadió: "Junto a otrxs padres y madres, en los inicios de los años 2000 conformó COEPRA desde donde impulsaron una ley reparatoria para lxs exiliadxs, y acercaron a Néstor Kirchner la situación de apátridas que atravesábamos muchxs de nosotrxs por haber nacido en el exilio. Su trabajo fue clave para que muchxs de nosotrxs pudiéramos contar con la nacionalidad argentina".

Escrito por Noticias Argentinas
Buenos Aires, NA