Publicado el 02 de Junio de 2022 - 06:20 | Última actualización: 02 de Junio de 2022 - 07:23

Sube a 120 el número de muertos en el estado brasileño de Pernambuco por las fuertes lluvias

Esta tragedia se convirtió en la peor en la ciudad en este siglo XXI y la segunda peor de la historia.

Bomberos trabajan en la búsqueda de personas enterradas después de los deslizamientos de tierra causados por las fuertes lluvias. Bomberos trabajan en la búsqueda de personas enterradas después de los deslizamientos de tierra causados por las fuertes lluvias. Foto NA/Xinhua: Lucio Tavora.

El Gobierno regional de Pernambuco elevó a 120 el número de fallecidos como consecuencia de las fuertes lluvias en la capital regional, Recife, y su región metropolitana, durante la última semana, mientras que cuatro personas siguen desaparecidas.

Al menos 7.312 personas se encuentran desalojadas de sus viviendas por las lluvias, que provocaron grandes inundaciones y deslizamientos de tierras en varios cerros de la región metropolitana de Recife que soterraron decenas de casas, provocando la mayoría de las muertes registradas.

LEE: Llegaron a un centenar las muertes por las lluvias en Pernambuco: el Gobierno anunció medidas

Los 120 muertos hasta este miércoles convierten las lluvias de esta semana en la peor tragedia de Pernambuco en este siglo XXI, y la segunda peor de la historia, tras unas inundaciones en mayo de 1966, provocadas por el transbordo del río Capibaribe, que dejaron 175 muertos, por ahogamiento, problemas cardíacos y contaminación del agua, principalmente.

Los bomberos y el Ejército se centran ahora en encontrar los cuerpos de las cuatro personas que siguen desaparecidas, con la ayuda de perros adiestrados.

LEE: Al menos 37 muertos dejan fuertes lluvias en el nordeste de Brasil

Un total de 24 municipios de Pernambuco decretaron el estado de emergencia debido a las lluvias. El Gobierno federal anunció que destinará unos 200 millones de dólares para la reconstrucción de las zonas afectadas.

Las lluvias también afectaron a los estados de Sergipe, Alagoas, Paraíba y Río Grande del Norte, en la región noreste de Brasil. En Alagoas, tres personas murieron y más de 18.000 tuvieron que ser desalojadas.

Escrito por Noticias Argentinas
NA - Buenos Aires, Argentina