Viernes, 12 Noviembre 2021 00:30

Parque de dinosaurios atrae atención de cubanos tras desescalada por Covid-19

Cientos de familias lo visitan los fines de semana tras su reapertura. Hay 13 representaciones de aquellos animales prehistóricos y se destaca la ráplica a escala de un tiranosaurio rex.

El parque El parque Xinhua/Joaquín Hernández
Por Yosley Carrero.

Cientos de familias cubanas acuden los fines de semana al primer parque temático de dinosaurios de La Habana, tras su reapertura en el contexto de la desescalada de medidas restrictivas por la enfermedad del nuevo coronavirus (Covid-19) en Cuba.

Unas de las personas que visitó este parque temático de la capital cubana fue Naila Lima, de 34 años, quien decidió cambiar su rutina diaria y tomar un medio de transporte público en la vecina provincia de Mayabeque para llevar a su hijo a este sitio de esparcimiento de niños y adultos.

"Este es un lugar muy agradable para todos. Solo había visto cosas así a través de las imágenes de televisión y las películas. Esperamos volver pronto. Aquí los pequeños corren con libertad y se sienten muy seguros", señaló.

 

rex

Imagen del 30 de octubre de 2021 de una mujer tomando fotografías frente a una réplica de un dinosaurio exhibida en el parque temático de dinosaurios, en La Habana, capital de Cuba. Cientos de familias cubanas acuden los fines de semana al primer parque temático de dinosaurios de La Habana, tras su reapertura en el contexto de la desescalada de medidas restrictivas por la enfermedad del nuevo coronavirus (COVID-19) en Cuba. (NA-Xinhua/Joaquín Hernández).

 

Otro padre de familia de La Habana, Michel García, de 43 años, recorrió también con su hijo las instalaciones del parque, atraído por los  variados espectáculos infantiles que usualmente acoge el sitio.

"Los niños y adolescentes en Cuba han estado un tiempo largo sin poder salir por causa de la pandemia. Necesitaban de esta interacción con el medio ambiente para liberarse de las tensiones y el aburrimiento que creó el confinamiento", señaló.

Único en su tipo en el país caribeño, este espacio de entretenimiento para niños y adolescentes comenzó sus servicios en noviembre de 2019, en medio de las celebraciones por el aniversario 500 de la fundación de La Habana.

El sitio se extiende a través de una superficie de dos hectáreas, en pleno corazón del Parque Metropolitano de La Habana, considerado uno de los lugares con mayor cobertura forestal en la capital, refugio de diferentes especies de animales y plantas autóctonas.

Entre las 13 representaciones de dinosaurios presentes en el parque sobresale un lagarto con dos crestas perteneciente al comienzo de la era del Jurásico.

Se destaca también un pterosaurio que cuelga entre los árboles, aunque ninguno compite con la atención que recibe una réplica a escala natural de un tiranosaurio rex, el mayor animal carnívoro del período cretáceo, etapa geológica que duró unos 79 millones de años, al comenzar hace 145 millones de años.

"Esto es fantástico, fabuloso. Me gustaría viajar en el tiempo y haber visto ese dinosaurio, pero me daría un poco de miedo", dijo a Xinhua el niño Enzo García, de nueve años, quien vive en el municipio habanero de Plaza de la Revolución y visitaba con sus familiares el recinto.

En las instalaciones del parque temático es obligatorio el uso de mascarilla y se han habilitado también áreas con sustancias hidro-alcohólicas para protegerse del virus, además de que los establecimientos de alimentos dentro del parque operan al 50 por ciento de capacidad.

Con relleno de esponja, estructura de hierro y sistema computarizado para la emisión de sonidos, los dinosaurios mecánicos son expuestos a regulares acciones de mantenimiento, al tiempo que un grupo de medidas han sido tomadas para el desmontaje de los artefactos ante el posible paso de tormentas y ciclones por el territorio cubano.

El director del parque, Cándido Rodríguez, dijo a Xinhua que el lugar recibe en la actualidad entre 100 y 200 personas, muy lejos de los 8.000 visitantes diarios que acudían antes de la detección de los primeros casos de la COVID-19 en Cuba, en marzo de 2020.

"Los aparatos son buenos, han demostrado contar con una muy alta resistencia a la lluvia, el sol, las altas temperaturas y condiciones propias de los países del Caribe. Estos dinosaurios se han ganado la atención de todas las personas que nos visitan", comentó Rodríguez.

A su vez, la jefa de recreación del parque de los dinosaurios de La Habana, Rosa Margarita Valdés, explicó que el lugar se ha convertido en una fuente de conocimiento sobre esas antiguas criaturas, además de que se organizan otras actividades con payasos, títeres y magos.

"La gente viene aquí a pasar un buen rato, tomarse fotos y llevarse un buen recuerdo de este sitio. Ha sido muy positivo contar con estos prototipos de dinosaurios dentro de este parque temático. Ojalá tengamos muchos más", añadió.

Otros parques de diversiones de La Habana se han beneficiado también en los últimos años con la adquisición de nuevos aparatos para el entretenimiento de los niños cubanos como el Coney Island, el Parque Lenin y el Parque Almendares.

Escrito por Noticias Argentinas
Buenos Aires, NA