Miércoles, 19 Mayo 2021 18:52

Estados Unidos llama a Israel a poner fin a los enfrentamientos con las fuerzas palestinas

Hasta ahora, el presidente estadounidense había evitado presionar a Israel de forma directa y pública para lograr un alto el fuego con los dirigentes militantes de Hamás en Gaza.

Biden y Netanyahu. Biden y Netanyahu. Foto: Web.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, manifestó su preocupación y pidió al primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, que "inmediatamente" se produzca una desescalada en el conflicto entre Israel y las fuerzas palestinas. Por su parte, Netanyahu descartó que se efectúe la tregua en forma inmediata y afirmó que continuaría con los ataques hasta garantizar la "seguridad de los israelíes". Biden y Netanyahu ya mantuvieron cuatro llamadas telefónicas y todas fueron por el asunto entre el Ejército israelí y las fuerzas armadas palestinas. 

"Los dos líderes mantuvieron una detallada discusión sobre el estado de la situación en Gaza, el progreso de Israel en degradar las capacidades de Hamás y otros elementos terroristas", sostuvo la Casa Blanca en un comunicado.

Netanyahu agradeció el "apoyo" de naciones aliadas como Estados Unidos pero dijo que continuaría con la operación hasta "restaurar la paz y la seguridad" de los israelíes. El primer ministro israelí estuvo reunido esta mañana con embajadores y manifestó su intención de continuar con la ofensiva sobre Gaza e insistió en que es "un derecho natural de Israel" defenderse.

"Como les dije a los embajadores aquí hoy, este es el derecho natural de Israel. Agradezco mucho el apoyo de estos gobiernos y, en especial, el apoyo del presidente de Estados Unidos, nuestro amigo Joe Biden, al derecho de autodefensa del Estado de Israel. Estoy decidido a continuar esta operación hasta lograr su objetivo: restaurar la paz y la seguridad para ustedes, los ciudadanos de Israel", dijo el mandatario en sus redes sociales.

Las declaraciones del primer ministro israelí constituyen la primera ruptura pública entre Estados Unidos e Israel, ambos estrechos aliados desde el inicio de los combates la semana pasada. Esto podría complicar los esfuerzos internacionales por alcanzar un alto el fuego.

Hasta ahora, Biden había evitado presionar a Israel de forma directa y pública para lograr un alto el fuego con los dirigentes militantes de Hamás en Gaza. Pero la presión internacional, y la recibida desde el seno del partido demócrata para que intervenga con más fuerza ha aumentado a medida que los esfuerzos diplomáticos por paliar la situación también cobran fuerza.

Horas antes de su intervención, Netanyahu también afirmó que no tenía una fecha fijada para el cese el fuego. Y sostuvo que las opciones para terminar el conflicto son dos: "conquistar" Gaza o disuadir al brazo armado del movimiento islámico de Hamás de atacar territorios israelíes.

Fuente: Reuters / EFE /AFP/ France24

Escrito por Noticias Argentinas
Buenos Aires, NA