Martes, 22 Septiembre 2020 21:00

Cinco países europeos planean corredores sanitarios para facilitar traslados

Francia, España, Alemania, Italia y los Países Bajos tratan de acordar un protocolo para los transportes de cara a la próxima cumbre de jefes de Estado de la UE.

Cinco países europeos planean corredores sanitarios para facilitar traslados

Cinco grandes países europeos estudian la implementación de "corredores sanitarios" para facilitar los desplazamientos internos en la Unión Europea (UE) pese a la pandemia del coronavirus, informó este miércoles el ministro francés de Transportes, Jean-Baptiste Djebbari.

"Lo que falta hoy en día es una mejor armonización, incluso en los períodos en los que el virus circula más fuerte" en Europa, como es el caso actual de España y Francia, sostuvo el funcionario durante una rueda de prensa en Madrid.

Francia, España, Alemania, Italia y los Países Bajos tratan de acordar una propuesta común de protocolo para los transportes de cara a la próxima cumbre de jefes de Estado de la UE los días 1 y 2 de octubre.La idea es "poner en marcha corredores sanitarios y cuando hay niveles de circulación del virus más o menos similares se instaura un protocolo que permite circular en unas condiciones controladas", explicó.

Entre los aspectos a negociar está la exigencia de un test a la entrada, qué tipo de test sería válido o la duración de una eventual cuarentena.

Los cinco países quieren acordar también las exigencias para acuerdos bilaterales con países exteriores al organismo. El objetivo es evitar "las medidas no coordinadas, asimétricas, brutales, que en 24 horas descubres que tienes que hacer tests a esta o esa población", apuntó el ministro galo.

La UE trata de acabar con la improvisación de las medidas nacionales frente a la propagación del coronavirus y armonizar los criterios sanitarios para evitar el bloqueo de la libre circulación de personas.

Pero los gobiernos continúan adoptando políticas diferenciadas en materia de restricciones de viaje.

Alemania, por ejemplo, recomendó a sus ciudadanos no viajar a Bruselas, algo que no hicieron países como Francia o España.

Hungría, de su lado, prohibió la entrada en su territorio a la mayoría de ciudadanos de otros países de la Unión.

Escrito por
Buenos Aires, NA