Sábado, 13 Marzo 2021 22:14

Amalia y Alexia, dos de las hijas de la reina Máxima, se irán a estudiar a otros países

La monarca de Holanda se prepara para que sus hijas den un paso muy importante en sus vidas.

Dos de las hijas de la reina Máxima, se irán a estudiar al exterior Dos de las hijas de la reina Máxima, se irán a estudiar al exterior

En las próximas semanas, Máxima Zorreguieta y el rey Guillermo Alejandro deberán afrontar juntos un duro momentos como padres, ya que sus hijas abandonarán la casa familiar de La Haya para continuar con sus estudios fuera de la ciudad. 

Fue hace un tiempo cuando se dio a conocer que la princesa Alexia, de 15 años, continuará con su formación profesional a partir del mes de septiembre en la prestigiosa y tradicional escuela UWC Atlantic de Gales, mismo lugar al que concurrirá la princesa Leonor, la heredera del trono en España. 

En las últimas horas, los medios holandeses dieron a conocer que la princesa Amalia, la mayor de las tres hermanas de Orange, también optó por continuar con sus estudios lejos de la gran ciudad de La Haya, donde reside ahora junto a su grupo familiar. Es por esto que, si bien todavía quedará en el hogar su hija Ariane, de 13 años, Máxima se prepara para afrontar la partida de las dos adolescentes casi al mismo tiempo. 

En cuanto al futuro de Amalia, la futura heredera del trono holandés, la joven dará sus exámenes finales y terminará la escuela en mayo. Antes de continuar con su educación, según piensan en el palacio real, la hija de Máxima y Guillermo dará un viaje por el mundo para hacer tareas de voluntariado, ampliar su mirada, conocer otras culturas y hacer pasantías. Hasta el momento, debido a la pandemia por coronavirus, no se conocen más detalles de su travesía, o si efectivamente podrá llevarse a cabo. 

Para impulsar que su hija sea una buena futura reina, Máxima, quien es economista y aún el día de hoy realiza algunas actividades dentro de ese área, le dio el ejemplo a Amalia: hace dos años, la alentó a conseguir un trabajo de verano como camarera en un bar, como cualquier otro estudiante holandés, para que pueda ganarse su propio dinero y coseche distintas experiencias.

Escrito por
Buenos Aires, NA