Publicado el 31 de Mayo de 2022 - 17:17 | Última actualización: 01 de Junio de 2022 - 02:15

La exploración petrolera off shore recoge apoyo industrial y rechazo ambientalista

Ambas posturas se cruzaron durante la audiencia pública consultiva convocada por el concejo deliberante de Mar del Plata

Por
La plataforma para extraen petróleo frente a la costa de Mar del Plata es operada por una compañía noruega a la que limitaron en su país. La plataforma para extraen petróleo frente a la costa de Mar del Plata es operada por una compañía noruega a la que limitaron en su país.

Empresas del sector y gremios vinculados a la actividad petrolera se manifestaron a favor de la exploración off shore en costas bonaerenses, mientras que ambientalistas expresaron su rechazo al proyecto, durante la segunda jornada de la audiencia pública consultiva convocada hoy por el Concejo Deliberante de la ciudad de Mar del Plata.

La deliberación que tuvo lugar en la sede parlamentaria comunal mantuvo la tónica de ayer cuando se inauguró el debate.   

Ariel Gordon, gerente de Planificación y Política Energética de YPF, expresó que “el offshore es una enorme oportunidad para generar empleo y el desarrollo de la cadena de valor en Mar del Plata, la Provincia de Buenos Aires y el país en su conjunto. La ampliación del límite exterior de la Plataforma Continental Argentina, producto de la actividad de COPLA, permitió incorporar algunos de los bloques exploratorios de la Cuenca Argentina Norte, reforzando nuestra soberanía territorial y energética”.

Por su parte, Fabio Pierdominici, perteneciente al Sindicato del Petróleo Gas y Biocombustibles consideró que “no hay actividad desarrollada por el hombre que tenga un impacto cero, pero hoy por hoy dado los recursos tecnológicos existentes, este tipo de actividades se puede llevar adelante con altos niveles de seguridad operativa y ambiental”.

A su vez, Alberto Chevalier integrante del Parque Industrial Gral. Savio Mar del Plata, sostuvo “la industria off shore genera beneficios a otros sectores productivos. Debemos trabajar en que se cumplan los más altos estándares de seguridad y que se utilice la mejor tecnología para obtener las riquezas que tiene el país en beneficio de nuestra gente”.

A su turno, Mario Lavia de la Federación Argentina Sindical de Petróleo, Gas y Biocombustibles, destacó que “cuando se conoció la Resolución 436 del 2021 dictada por el Ministerio de Ambiente de la Nación lo primero que dijimos como organización sindical, es que no era en contra de nadie sino a favor de todos”.

Durante la primera jornada de audiencias que se realizó ayer la Unión Industrial Argentina (UIA) también se había manifestado a favor del proyecto porque  “fortalecerá las cadenas de valor lo que permitiría desarrollar proveedores en la industria metalmecánica –construcción de los proyectos, operación de los mismos–, servicios profesionales –ingeniería, legales, contaduría– y servicios petroleros y de refinación –todos relacionados de manera directa a la explotación de hidrocarburo offshore–, entre otros”.

Sergio Di Napoli, representante de Remolcadores Mar del Plata S.A., se pronunció a favor de la iniciativa a partir de estudios sísmicos realizados con anterioridad, de procesos de exploración y perforación y los beneficios que recibiría la ciudad.  

Por su parte, organizaciones ambientalistas expresaron su preocupación por la falta “de experiencia” que tiene la Argentina en este tipo de explotaciones y pusieron el foco en un riesgo “cierto” de que se produzcan derrames.

Andrea Michelson, del Foro para la Conservación del Mar Patagónico y Areas de Influencia, sostuvo que el proyecto de adquisición sísmica offshore en la Cuenca Argentina Norte no se adecua al principio de precaución ni evalúa los impactos sinérgicos y acumulativos”,

“La actividad va en contra de los compromisos internacionales que asumimos como país en relación con la creación de áreas marinas protegidas, la mitigación y la adaptación frente al cambio climático”, recalcó.

En ese marco, afirmó que “los sonidos de la prospección sísmica pueden llegar a registrarse a una distancia de 4000 kilómetros”, por lo que “los impactos pueden extenderse mucho más allá de las concesiones otorgadas” y no está claro “cómo afectará la prospección a las actividades como la pesca y el turismo”.

Rafael Colombo, de la Asociación Argentina de Abogados Ambientalistas, sostuvo que la Argentina “no tiene experiencia” en este tipo de proyectos “en aguas ultraprofundas” y afirmó que eso conlleva  “gravísimos riesgos de que se produzcan desastres ambientales de proporciones colosales con consecuencias irreversibles”.

Gustavo Huici, de Surfrider –una ONG dedicada a la preservación de los ecosistemas costeros, indicó que Mar del Plata “se encuentra a solo 210 kilómetros del inicio del talud de la plataforma continental argentina, por donde pasa la corriente fría de las Malvinas, la cálida de Brasil y las aguas de la cuenca del Río de la Plata”, por lo que “es el hogar de una variedad única y extraordinaria de vida marina que depende de la salud del océano”.

Escrito por
NA - Buenos Aires, Argentina