Jueves, 16 Septiembre 2021 11:49

Tras ser sancionado por Boca, Villa se entrenó en soledad en Ezeiza

El futbolista colombiano cumple con el castigo que le impuso Boca por haber retrasado su regreso de Colombia. Su presentante, en tanto, apuntó contra la dirigencia del "Xeneize".

El delantero Sebastián Villa. El delantero Sebastián Villa. Foto NA: @BocaJrsOficial.

El delantero Sebastián Villa se presentó hoy en el Centro de Entrenamiento de Ezeiza, pero no trabajó junto con el plantel de Boca sino que practicó solo con uno de los preparadores físicos, mientras que su representante cargó contra la dirigencia del "Xeneize".

El futbolista colombiano de 26 años fue sancionado económicamente por la entidad de La Ribera por haberse ido a su país a ver a su madre y demorar el regreso a la Argentina, y además deberá entrenarse en soledad al menos 15 días.

De esta manera, Villa se reincorporaría a las prácticas grupales en la semana previa a que se dispute el Superclásico frente a River, encuentro que se jugará el domingo 3 de octubre a las 17:00 en el estadio Monumental.

"Si Boca cree que es la forma, el jugador tendrá que acatar. El chico no tiene ningún tipo de inconveniente", dijo en declaraciones a TyC Sports el representante del colombiano, Rodrigo Riep.

Y cuestionó al Consejo de Fútbol: "Si no le atendés el teléfono al jugador y todo es carta, es complicado. De 25 llamadas, quizá te contesten a los tres días con un mensaje de texto".

El jugador viajó a Colombia con la intención de ir a ver a su madre que estaba enferma y Boca le dio permiso hasta el 13 de agosto, aunque el delantero decidió estirar la estadía y regresó un par de semanas después. Como el futbolista colombiano no tenía justificación para extender el viaje a Colombia, Boca decidió descontarle cada uno de los días de ausencia en Argentina.

En tanto, Riep expresó el descontento de Villa a raíz del rechazo de las ofertas que llegaron a la institución para adquirir su pase. "Está en uno de los mejores clubes del mundo, pero vino a ganar 10 pesos y gana uno. No es que vino una oferta y salió enojado, fueron seis ofertas en tres años", precisó.

No obstante, el agente cerró: "Es jugador de Boca y está convencido de que si lo ponen a jugar, juega, no pasa nada. Si no lo quieren poner, no lo pondrán".

Escrito por Noticias Argentinas
Buenos Aires, NA