Domingo, 17 Enero 2021 21:00

El campeonato femenino se define con el Superclásico en Vélez

Las mujeres futbolistas piden cancha y pantalla. Boca-River definirá el título de la AFA, este martes en el estadio José Amalfitani desde las 19:10.

&lt;p&gt;&lt;strong&gt;Imagen de una de las últimas ediciones del Superclásico del fútbol femenino. Foto: NA Juan Vargas.&lt;/strong&gt;&lt;/p&gt; <p><strong>Imagen de una de las últimas ediciones del Superclásico del fútbol femenino. Foto: NA Juan Vargas.</strong></p>

Boca y River animarán este martes una final Superclásica en busca del primer campeón del torneo femenino profesional de AFA, cuando definan el torneo Transición 2020, en la cancha de Vélez.

El encuentro -que en caso de empate se definirá por penales- se disputará a partir de las 19:10 en el estadio "José Amalfitani" del barrio porteño de Liniers, con María Laura Fortunato como árbitra, acompañada por Mariana de Almeida y Gisela Trucco.

Boca es el gran candidato al título, no solo porque es el club que más futbolistas contrató, sino porque llega con el respaldo de los resultados a esta final.

Las "Gladiadoras", dirigidas por Christian Meloni, llegan con puntaje ideal: ganaron todos sus encuentros por la fase clasificatoria, donde quedaron primeras del Grupo "A", y luego vencieron a Platense y San Lorenzo en cuartos y semis.

De hecho, las "Xeneizes" ni siquiera recibieron un gol en su tránsito, lo que ratifica la fortaleza de un equipo que ya estaba clasificado a la Copa Libertadores 2021, que se jugará en la Argentina.

La historia también cae del lado de Boca, que en la última década se quedó con 14 de los 24 superclásicos disputados, mientras que River sólo ganó dos y empataron los ocho restantes.

El último antecedente data del primer torneo profesional, que se canceló por la cuarentena de la pandemia de coronavirus, cuando en La Bombonera, el "Xeneize" goleó 5-0 el 24 de septiembre de 2019, ante más de 5 mil personas en las tribunas.

Las "Millonarias" también ganaron todos sus partidos en el grupo D de la fase inicial, no tuvieron problemas con Independiente en cuartos de final y en semifinales bajaron a la UAI Urquiza -el último campeón del amateurismo- por penales.

Esa última victoria, además, tuvo el premio de la clasificación a la Libertadores, porque como Boca ya tenía su boleto y la Argentina será sede, la Conmebol le entregó dos cupos.

Escrito por
Buenos Aires, NA